Si no quieres verte anegado por la tempestad, mira a la estrella y llama en tu ayuda a María – San Alfonso María de Ligorio

Facebook
WhatsApp
Twitter
Pinterest

No solamente en los momentos difíciles de nuestra vida, sino siempre, el acudir a María para que nos ayude es un seguro que nos mantendrá firmes en la fe, sosegados ante los problemas cotidianos y reconfortados con nosotros mismos. Ella, que es madre nuestra, nunca nos dejará solos frente a los peligros, por muchos y grandes que éstos sean. Tengámoslo siempre presente en nuestros quehaceres.

Anteriores