El que no evita los pequeños defectos, poco a poco cae en los grandes – Beato Tomás de Kempis

Facebook
WhatsApp
Twitter
Pinterest

La costumbre de dejar pasar las pequeñas imperfecciones, las cosas que, aparentemente no tienen importancia, nos lleva, sin que nos demos cuenta, a ver como pequeño el gran defecto y asumirlo como algo normal. Solamente si nos esforzamos en eliminar las faltas pequeñas estaremos poniendo barreras a las grandes.

Anteriores